Annekatrin Puhle, Dr.phil. / PhD

Philosophie, Gesundheitsberatung, Bücher / Philosophy, Health Consulting, Books

Annekatrin Puhle, Dr.phil.  /  PhD header image 3

Book Chapter: Light

Licht Wien

Annekatrin Puhle: “Licht ins Jenseits. Eine Studie über Erfahrungen mit ungewöhnlichem Licht.” (A study about experiences with extraordinary light.)

In: ‘Sei wie du willt namenloses Jenseits’. Neue interdiszplinäre Ansätze zur Erforschung des Unerklaerlichen. Edited by Chtista Agnes Tuczay, Ester Saletta and Barbara Hindinger: Wien: Praesens Verlag, 2016, pp.337-349.

Here is the  Spanish edition of the book chapter (originally with pictures and photos added by Alejandro Parra):

http://www.alipsi.com.ar/e-boletin/E-BOLETIN-PSI_10_2_Mayo_2015.htm

Instituto de Psicologia Paranormal, E-BOLETÍN PSI. Vol.10, No.2, Mayo 2015 (Alejandro Parra, editor)

LUCES DEL MÁS ALLÁ: UN ESTUDIO SOBRE EXPERIENCIAS CON LUCES ANÓMALAS 

Annekatin Puhle, PhD

Agradecimiento al TateFund de la Society for Psychical Research, Londres, Reino Unido.

EL PROYECTO LUZ

 Light Changes (transformaciones luminosas) es el enunciado principal y también el título de mi libro. Surgió de un estudio de las experiencias transformadoras con luces inusuales. La idea de este proyecto surgió durante mis años de investigación sobre aspectos histórico-culturales y actuales de experiencias extraordinarias (Puhle 2004, 2006, 2009, 2010). En estas experiencias la luz sobrenatural juega un papel central. Así, el proyecto se puede enmarcar dentro de las investigaciones sobre experiencias humanas excepcionales, tal como resumió la estadounidense Rhea A. White, al campo de experiencias espontáneas anormales. Este campo volvió a ser objeto de investigación científica a finales del siglo 19 – con la fundación de la Society for Psychical Research (SPR) en Londre en 1882. El tema del proyecto lo definimos como “Un análisis de los informes de apariciones de luces y seres de luz observados en situaciones de crisis: su relevancia para un posible estado post-mortem de Conciencia”. El proyecto fue concebido originalmente como un estudio exclusivo de bibliografía. Durante mi investigación fui recibiendo varios informes de primera mano, entonces surgió la posibilidad de usarlos como grupo de comparación.

LUZ Y ALMA EN LA TRADICIÓN

La idea de un alma humana luminosa es una creencia fuertemente presente, ya sea en la tradición popular como también desde una perspectiva académica. Hoy en día este pensamiento se puede encontrar, expresado en formas muy variadas, en todas partes del mundo.

En la antigua Europa, también la filosofía expresa la idea del alma como una luz.Platón habla de un brillo de luz, auge (Phaidros). O como un cuerpo de luz, augoeides, por los neoplatónicos. El filósofo Juan Filópono (perteneciente a la antigüedad tardía, primero fue neoplatónico, luego cristiano) habla de un alma racional clara, que se podía desplazar como una esfera, y que en contraposición con el alma de las pasiones, es inmune a los demonios. Cicerón reconoce una luz natural interior, lumen naturae, mientras que para Plutarco las almas de los muertos pueden aparecer en una envoltura de llama. Algunas como en plena luz de luna llena, algunas manchadas y otras arañadas. La comparación del alma con una estrella brillante se cristaliza en la definición de cuerpo astral o cuerpo sutil (Paracelso) y sigue presente en la antroposofía y esoterismo actual. No sólo se conoce comúnmente a las velas a través de cuentos de hadas como símbolo de luz de vida o llama de la vida (“GrimReaper”, KHM 44), sino también de vivencias reales. El imaginario popular en Gales concibe “velas muertas”, corps candle, que se alzan como llamas sobre la casa de un difunto. Según narra una vieja tradición del sur de Suecia, en la casa de un moribundo o muerto se puede observar una pequeña llama de diferentes colores.Dependiendo de quién se trate (cabeza de familia, niños, etc.), se ve un fegljus, literalmente, luz cobarde (Hyltén-Cavallius y Stephens 1978). Cobarde o tímida suele denominarse a esa luz, tal vez porque sea fugaz, como lo son estos fenómenos en general. Por último, la creencia en los ángeles y seres de luz se extiende por todas partes del planeta, ya sea en el cristianismo como en religiones más recientes y más antiguas también. Casi todas las culturas tienen dioses o diosas de la luz.

 INVESTIGACIÓN

Cuando Carl Gustav Jung se alojaba en África, pensó que podía detectar un anhelo de luz en los ojos de los seres humanos y animales, es decir, un profundo anhelo de conciencia. La conciencia humana ha sido desde hace 20 años objeto de investigación por disciplinas como la filosofía, la psicología, la medicina, la fisiología, la física y las matemáticas (desde 1994 el Center for Consciouness Studies de la Universidad de Arizona organiza cada año la conferencia interdisciplinaria Hacia una ciencia de la conciencia, realizada por ejemplo en 2010 en Estocolmo, organizada entre otros por A. Parker y A. Puhle). En cambio, la experiencia de una luz extraordinaria, no física, juega un papel central sobre todo en la investigación anglo-estadounidense sobre Experiencias cercanas a la muerte(Moody 1975 Ring, 1980; Holden, Greyson y James 2009; Fenwick y Fenwick 1995 Sabom, 1982; Sartori 2005 Parnia 2013). El primer impulso al estudio de experiencias cercanas a la muerte (ECM) lo dio la médica suiza Elisabeth Kübler-Ross (1969), radicada en Nueva York. Pero estos fenómenos hasta la fecha siguen siendo “hijastros” de la investigación en los países de habla alemana (Knoblauch 1999 Schrödter-Kuhnhardt 1993; Elsässer- Valarino 1995, Winkler 1996, 2013). En Holanda, la investigación sobre pacientes resucitados tras un paro cardíaco que detallan su ECM, ha despertado interés mundial (van Lommel 2009).

Las estadísticas demuestran que uno de cada cinco estadounidenses (20%) tuvo una experiencia cercana a la muerte. Fenómenos típicos que surgen en estas experiencias son un encuentro con una luz o ser de luz (23% de las ECM según van Lommel 2001; 75% según Fenwick y Fenwick, 1995). Fenómenos extraordinarios de luz se producen también en periodos de exceso y agotamiento, en momentos de estrés elevado y crónico, durante una crisis, en tiempos de cambio, de enfermedad, en el lecho de muerte, durante o después de una muerte, y a menudo, en momentos de duelo.

Esto nos plantea el siguiente interrogante: ¿Podría esta la luz que aparece en torno a la muerte ser el último estado observable del cuerpo físico?

LOS CASOS

En mi estudio se registraron y analizaron 758 informes realizados a lo largo de 130 años de investigación, empezando desde la fundación de la S.P.R. en 1882.También incluí las publicaciones de literatura técnica y no ficticia, así como también textos biográficos individuales. Los informes están basados en 44 monografías y en algunas revistas especializadas, principalmente clásicos ingleses de la Investigación Psíquica. A esto se le suman 51 informes de primera fuente de personas afectadas en Suecia, Alemania, Austria e Islandia, que me confiaron sus casos a lo largo del proyecto. Por lo tanto, dispuse de un total de 809 documentos de casos disponibles para su evaluación.

Material variado

Los casos reportados varían mucho en diferentes aspectos, a primera vista en la forma en que aparece la luz: puede tratarse de una luz amplia, sin forma, de una bola de luz, un haz de luz o una figura de luz, un rayo de luz alrededor de una persona o una luz que proviene del interior de una persona.

La experiencia de la luz en sí es independiente del trasfondo cultural y social, pero varía en su comprensión en función de la creencia (religión, espiritualidad, ateísmo). Eso se ve reflejado en las descripciones. Por ejemplo, se habla de un ángel con alas, de un ser de luz o el dios de la luz personificado.

No se encontraron rasgos de personalidad definidos que puedan favorecer o impedir una experiencia así. Sería de por sí muy difícil extraer estos datos de la literatura utilizada. Además, sexo y edad tampoco son un impedimento para vivir experiencias de este tipo. Se puede encontrar a lo largo de los informes personas de todas las edades y género.

Las situaciones en las que se produjeron las experiencias también son arbitrarias, pero muchos casos se dan en circunstancias especiales: situaciones de crisis o estrés, de enfermedad y situaciones en torno a la muerte (ver más abajo).

Lo mismo se aplica al estado de conciencia en el que se encuentra el individuo: la luz se puede percibir en estado de vigilia, en estado hipnogógico o hipnopómpico, o en un sueño. El estado de vigilia se entiende además no como un estado constante, sino también como las fases del sueño en permanente transición entre estar completamente despierto a menos despierto.

La calidad de los casos

Un problema con el estudio de experiencias espontáneas es la pobre calidad de la documentación. El incidente casi nunca es documentado inmediatamente después del evento o es confirmado por otros testigos. Sin embargo, hay algunos casos con varios testigos. Por el tiempo transcurrido hasta el registro de los casos no sólo se pierden detalles, también se tergiversan los sucesos. La mente humana reproduce la experiencia una y otra vez; es una memoria que está siempre activa y que constantemente crea algo nuevo. Reproduce en forma poco confiable como también arbitraria una cadena larga de recuerdos, que alimentan a su vez otros recuerdos, así sucesivamente. De la investigación de los sueños se sabe que la documentación de un sueño varía ampliamente dependiendo si el registro fue por la noche, por la mañana o al anochecer.

Además del factor tiempo, la inmediatez del origen del informe es fundamental. Relatos de primera mano son básicamente fiables.

Además, es importante tener en cuenta si existe en la sociedad un modelo de interpretación para este tipo de experiencia particular. Por ejemplo el concepto de ECM recién cobra vida con los libros de Kübler-Ross (On Death and Dying, 1969) y de Moody (Life Afte Life, 1975). Por esa razón los casos ocurridos antes de estas fechas son particularmente destacables.

Los casos que son presenciados por más de una persona tienen más peso. Además, la reacción de animales, perros por ejemplo, deben ser al menos registrados.

De particular interés para la ciencia son los casos en los que se transmite información que trasciende el conocimiento personal, y que no eran de común conocimiento. Otra pruebas podrían ofrecer fotografías y películas, siempre y cuando se pueda comprobar su creación y no exista una explicación “natural” al respecto (ver Puhle 2014, casos 784, 766).

ANÁLISIS

Para el análisis de los casos dispusimos de tres grandes grupos, la documentación proveniente de la literatura (758), los informes de primera mano (51) y la totalidad de casos (809). En los tres grupos se realizaron análisis individuales, que luego fueron comparados entre sí. Estos tres análisis se realizaron de acuerdo a doce aspectos diferentes (v. próximo párrafo).

El objetivo del análisis fue identificar un denominador común.

Además, debían proporcionar información sobre:

  • el número de testigos (grupos)
  • el tipo de testigos (ceguera)
  • el sexo de las personas afectadas
  • la edad de la persona en cuestión.

También la participación y reacción de los animales durante una experiencia fue parte del estudio de los casos.

Doce aspectos del análisis

Sobre la base de la literatura interdisciplinaria existente, ya sea técnica o no ficticia, que describen la aparición de una luz inusual, sobrenatural, no física, se extrajeron las características más significativas y recurrentes. Surgieron doce aspectos. Se relacionan con los siguientes temas o preguntas:

1. La forma o la ausencia de forma de la luz

2. Personas moribundas a la luz

3. Individuos fallecidos a la luz

4. Hombres desconocidos a la luz

5. Ángeles, seres de luz, seres religiosos, deidades, dios

6. Una comunicación a la luz o con la luz

7. El significado de la experiencia para los afectados

8. Un mensaje o información que no conocía nadie

9. Un consejo para el futuro, una predicción

10. La situación o el bienestar en la luz

11. El impacto en la persona o sobre transformaciones personales

12. La certeza en la supervivencia.

ESTUDIOS DE CASO

Todos estos doce aspectos serán demostrados aquí con un ejemplo respectivamente.

Aspecto 1: forma de la luz

Anna (seudónimo), alrededor de 20 años, Rumania, Suecia:

[...] Me fui con mi familia a la tumba de mi tía y canté una canción [...] cerré los ojos y sentí claramente la presencia de mi tía. Ella miró a mi madre y yo le pedí que me indicara como se sentía. Entonces abrí los ojos y miré al cielo [...] vi luces danzantes, parpadeantes, que dibujaban un ocho horizontal en el cielo [...] el símbolo de la eternidad.

(Puhle 2014, caso 798, informe de primera mano, del inglés por Puhle)

Aspecto 2: personas moribundas a la luz

Eva María, 22 años, Alemania:

[...] En medio de la noche me desperté de repente y vi una luz muy brillante en la puerta de la habitación. En ese instante oí la voz de mi abuela, que dormía en la habitación de al lado, llamándome por mi nombre: “¡Eva, Eva!” Inmediatamente me levanté para ver cómo estaba. Ella tenía 90 años y estaba postrada en la cama. Llegué justo a tiempo y los encontré durmiendo en la cama. A la mañana siguiente había muerto. [...]

(2014 Puhle caso 779, informe de primera mano)

Aspecto 3: individuos fallecidos a la luz

Anna (seudónimo), de unos 20 años, Rumania, Suecia:

Mi tía [...] murió de cáncer con sólo 40 años de edad. [...] En un sueño [...] se me apareció en una sala en la casa de mis padres. Ella se veía muy hermosa [...] En torno a su rostro apareció una aureola de una luz dorada y brillante. Todo su rostro se iluminó. [...]

(2014 Puhle, caso 797, informe de primera mano, del inglés por Puhle)

Aspecto 4: hombres desconocidos a la luz

Sara, alrededor de 40 años, Suecia:

(Meditación) [...] Estaba oscuro [...] con mi “ojo interior” vi una luz [...]Cuando abrí los ojos, la luz seguía allí, y de repente podía ver de frente a una mujer. Tenía el pelo oscuro. Su nariz era muy estrecha, una persona delgada de unos cincuenta años. Tenía la sensación de que se sentía muy cómoda en su suéter grueso, sus viejos pantalones vaqueros y sus zapatillas deportivas [...] La oí decir: “Por favor, dile a tu hermana Ellen, que todo está bien.” [...]

(2014 Puhle, caso 790, informe de primera mano)

Aspecto 5: ángeles y seres de Luz

AniaTeillard, Estonia, Francia, Alemania:

Un gran ángel, dorado, de repente se aparece. Tiene sus brazos extendidos como una cruz resplandeciente. Detrás de él hay hojas doradas, un arbusto denso.

Apareció como una respuesta a la pregunta interior sobre el sentido de mi búsqueda, en medio de luchas de transición espiritual. Mientras anotaba esta aparición, tratando de entenderla, estaba envuelta por un olor agradable.

(2014 Puhle, caso 95 (procedente de: Teillard 1994, p. 205))

Aspecto 6: comunicación

Munnichinnappa, 11 o 12 años, India:

(ECM) Dos corpulentas personas negras me pidieron que las acompañara [...] Llegamos a un lugar donde la luz era muy brillante, más brillante que el sol [...]

Cuando entré a ese lugar, vi a Yamaraja [el dios de la muerte] [...] junto a muchas otras personas. Me llevaron ante un hombre con un gran libro. Él me miró y dijo: “Yo no pedí a esta persona. Mándenlo de vuelta; me refería a una persona diferente”. [...]

(Puhle, caso 759 (procedente de: Pasricha 2008, p. 272); del inglés por Puhle)

Aspecto 7: importancia

Hans-Viktor, alrededor de 50 años, Rumania, Suecia:

(Entierro en el mar) [...] El cielo estaba completamente oscuro, y las nubes negras se desgarraban con tremendos relámpagos [...] Los familiares arrojaban flores sobre el lugar de entierro [...] De repente la cortina de nubes se entreabrió y dejó filtrar rayos de sol sobre el lugar de entierro. Un momento increíble, muy conmovedor para todos los presentes [...] para la familia de una importancia trascendental.

(2014 Puhle, caso 766, informe de primera fuente)

Aspecto 8: mensaje, información

Anónimo, mujer, alrededor de 30 años, Alemania:

(Sueño) [...] Una noche oscura. Cementerio. Llegué a un túmulo, que se iluminaba desde el interior [...] Sobre la tumba estaba inscrito el nombre Rohde [...] Cuando me desperté, me acordé de Erwin Rohde, el autor del libro “Psyche” [...] que había olvidado por completo. Lo encontré [...] y me quedé muy sorprendida por el subtítulo: “Culto al alma y la creencia en la inmortalidad de los griegos” [...] se ajustaba exactamente a mis estudios. [...]

(Puhle, caso 763, informe de primera mano)

Aspecto 9: consejos para el futuro

Marie (seudónimo), 19, Suecia:

(ECM) [...] Comencé a buscar la brillante luz blanca. Era muy agradable, tranquilo, encantador y pacífico [...] Me hallaba en el paraíso, y mi abuela y Jesús acudieron a mí. Me dijeron que había llegado demasiado temprano y no podía quedarme. Que debía volver a la tierra y cumplir mi tarea, que era ayudar a heridos o discapacitados físicos a encontrar nuevos caminos.

(Puhle, caso 771, informe de primera fuente, traducido del inglés por Puhle)

Aspecto 10: bienestar

Anónimo, mujer, de 32 años, Suecia:

[...] Después de la muerte de mi padre, lo vi en un sueño. Se parecía mucho a cuando estaba vivo, solo que era completamente verde, irradiaba una luz verde. Era un verde muy saludable, y me sentí muy cómoda cuando lo vi. Lo vi como un ángel, como Jesús o algo parecido. Yo estaba muy feliz [...] El color verde no sólo tenía un efecto sanador sobre él, sino sobre los dos, porque su muerte significó para mí un shock muy grande.

(Puhle, caso 780, informe de primera fuente, desde el idioma inglés por Puhle)

Aspecto 11: influencia, transformación

Annette, de 34 años, Suiza:

[...] Tenía miedos existenciales, de relación, miedo a la pérdida [...] Entonces salió este sol, como un Ave María, una pelota de sol, un hierro de marcar [...] sentí dentro mío una esfera naranja y amarilla [...] Este sentimiento de bienestar se sostuvo en el tiempo ya me ayudó mucho[...] fue una experiencia clave. Después pude superar mis miedos. Después de esto pude desarrollarme gradualmente en una nueva dirección.

(2014 Puhle, caso 794, informe de primera mano)

Aspecto 12: certeza de una vida futura

Gudrun, 23 años, Alemania:

(Después de la muerte de su madre) [...] La habitación estaba completamente oscura [...] de repente vi a mi madre dentro de un círculo de luz [...] de golpe giró su cabeza hacia el cielo, como diciendo, “estoy allá arriba.” [...] Después de eso estaba muy tranquila, tenía la sensación de poder continuar mi vida sin mi madre. Porque me decía a mismo “resucitó entre los muertos”.

(2014 Puhle, caso 773, informe de primera mano)

RESULTADOS

La mayoría de aspectos en los casos de la literatura y de entrevistas

En 758 casos obtenidos de la literatura, se destacan los siguientes doce aspectos ordenados por su frecuencia:

  • La importancia (91%) – Aspecto 7
  • Cualquier forma de luz (76%) – Aspecto 1
  • Bienestar (58%) – Aspecto 10
  • Influencia o impacto (42%) – Aspecto 11
  • Comunicación (32%) – Aspecto 6
  • Ser de Luz (30%) – Aspecto 5
  • Fallecido (23) – Aspecto 3
  • Información (16%) – Aspecto 8
  • Moribundo (14%) – Aspecto 2
  • Desconocido (13%) – Aspecto 4
  • La vida después de la muerte (7%) – Aspecto 12
  • Consejo o predicción (6%) – Aspecto 9

Un resultado muy similar muestra el análisis de 51 casos de primera mano. La frecuencia y el orden de los doce aspectos concuerdan casi en su totalidad con los casos de la literatura:

  • La importancia (94%)
  • Cualquier forma de luz (84%)
  • Bienestar (48%)
  • Influencia o impacto (35%)
  • Ser de Luz (24%)
  • Fallecido (22%)
  • Moribundo (16%)
  • Comunicación (14%) / información (14%)
  • Desconocido (6%)
  • Consejo y predicción (4%)
  • La vida después de la muerte (2%)

La frecuencia de los aspectos en los tres grupos

Si resumimos los 809 informes, surge en primer lugar la importancia de la experiencia (Aspecto 7). En segundo lugar la atención que se le da a la forma de la luz brillante e inusual, ya sea una forma específica o no (aspecto 1); el tercer lugar lo ocupa la sensación de bienestar con sus diferentes facetas (aspecto 10); el cuarto y último punto es la influencia o transformación que genera la experiencia de luz en las personas afectadas (aspecto 11).

La mayor diferencia en los tres grupos de comparación se refiere a la comunicación que tuvo lugar en la luz (aspecto 6). Un intercambio de palabras o ideas- a menudo referido como telepático – aparece en un 32 por ciento en los casos reportados en la literatura, mientras que en los informes de primera mano esto sólo alcanza el 14 por ciento.

La conclusión general es que la frecuencia y el orden de los aspectos en todos los grupos coinciden en su gran mayoría.

Situación y estado de conciencia

El siguiente aspecto del análisis se refiere a la situación de vida en que se encuentran las personas en el momento de la experiencia. También se analiza el estado mental en el que vivencian la luz, si están despiertos o si la experiencia transcurre durante un sueño u otro estado modificado de conciencia. Puede ser durante una anestesia, bajo la influencia de drogas, durante la meditación o mientras se reza. Por supuesto que estos factores no siempre son mencionados por los afectados. En total se pudieron identificar 30 situaciones y estados de conciencia diferentes.

En cuanto a las situaciones más recurrentes, en primer lugar se trata de situaciones de crisis, en segundo lugar casos relacionados con enfermedades. En tercer lugar accidentes, en cuarto lugar experiencias cercanas a la muerte y por último visiones en el lecho de muerte.

Sobre el estado mental – si se especifica – se puede decir que aproximadamente la mitad de los afectados han experimentado su encuentro con la luz despiertos(estado de vigilia), mientras que la otra mitad experimentó en diferentes fases de sueño- en estado hipnogógico o hipnopómpico o en sueños. Resumiendo:

• 140 personas (17%) se encontraban en estado de vigilia

• 76 personas (9%) se acababan de despertar o despertaron tras la experiencia

• 71 personas (casi 9%) tuvieron la experiencia durmiendo o soñando.

Sexo

La investigación Exceptional Human Experiences (experiencias humanas extraordinarias), también conocida bajo „Spontaneous Paranormal Experiences“(experiencias paranormales espontáneas), nos muestra que dos tercios de las personas que tienen esta experiencia son mujeres. En mi estudio también se refleja un mayor número de mujeres en los informes (ver más abajo). No queda claro si esto es así porque efectivamente las mujeres tienen mayor facilidad para tener este tipo de experiencias, o si quizá exista una predisposición menor en los hombres para hablar de estos temas, y que afecta cuantitativamente la estadística.

El número de mujeres en los casos registrados en la literatura es del 56 por ciento (hombres: 30 por ciento). Mientras que el 75 por ciento de los informes de primera mano pertenecen a mujeres.

Edad

La edad no es determinante para tener una experiencia con la luz extraordinaria. Niños, jóvenes, personas en la mejor edad o de edad avanzada pueden experimentar con la luz. Se la enaltece en los relatos como omnipotente, que llena y abraza con su amor universal.

En los 758 casos provenientes de la literatura se encuentran personas de todas las edades, entre ellos 40 niños y adolescentes (5%). De mis 51 relatos de primera mano la mayoría están en su mejor edad, algunos a comienzos de los veinte, tres hoy en día por arriba de los ochenta, y un adulto en su “mejor” edad recordó su experiencia durante el parto.

Testigos en la literatura y en entrevistas

La mayoría de los informes (88%) de la literatura sólo estaban tenían como testigo a una persona. Se pudieron identificar 55 casos (7%) con “varios” testigos, 15 casos (2%) con tres a ocho, y nueve casos (1%) donde se menciona a todo un grupo de testigos. Otros tres casos contaron con más de 50 testigos y por último, dos casos en los que se observó una reacción en perros.

La gran mayoría (86%) de los informes de primera mano tienen un solo testigo. Seis casos (12%) tienen dos, un caso fue presenciado por un grupo de personas, y en dos casos se menciona una documentación fotográfica (haz de luz, ángel en las nubes) (Puhle 2014, casos 784, 766). Estos últimos dos no pudieron ser comprobados en forma objetiva.

De ello se deduce que el 88 por ciento del total de los 809 casos fueron presenciados por una persona, once por ciento por más de un testigo, ocho por ciento por dos, dos por ciento por tres a ocho testigos, uno por ciento por un grupo de testigos y dos casos se asociaron con una reacción en animales.

La experiencia central

Lo más importante de la experiencia con una luz brillante desconocida, es el significado o la importancia que transmite a la persona afectada. El 91 por ciento de los informes le atribuye gran significado a esta experiencia. Podemos suponer que para el resto de los casos también fue de gran importancia, de otro modo no serían recordados. El grueso (57%) de los informes describe una sensación de bienestar, de amor, de calidez y de protección, una sensación de seguridad en presencia de la luz. Aproximadamente a la mitad de los individuos  (387 personas) se le apareció la luz como una ayuda en situaciones de emergencia. A algunos (178) se le apareció durante una ECM, otros a la hora de la muerte (102), en tiempos de crisis (55), durante una enfermedad (20), en funerales (13), en un momento de infelicidad (10) o en un intento de suicidio (9).

Casi la mitad de los afectados (42%) habla de una fuerte influencia, muchas veces de una transformación gracias a la luz. Casi un tercio (31%) de las personas pudo comunicarse con la luz, con los seres de luz o con un hombre a la luz. En muchos relatos se describe específicamente el contacto con la luz como una especie de intercambio telepático de ideas.

EL POTENCIAL DE LA EXPERIENCIA

Estas experiencias tienen un poder transformador sobre la personalidad, el desarrollo y la vida de una persona, cuyo alcance no se puede estimar. La experiencia puede proporcionar información a la que de otra manera no se tiene acceso o puede construir puentes hacia el inconsciente. Pueden representar una fuente de energía emocional y liberar energía vital. También puede aumentar la conciencia, promover el crecimiento personal, actuar como fuente de inspiración espiritual y permitir una visión de una nueva realidad. Puede forzarnos a sobrevivir hasta convertir esto en una certeza.

¿Luz proveniente del más allá?

“Sigue abierto el interrogante respecto a si [...] la información [...] en estas experiencias [...] proviene de otras fuentes que no sea el espíritu humano. Si este fuera el caso, entonces el espíritu humano parece al menos estar en condiciones de percibir rasgos de una fuerza superior, que tantas veces está presente en estas experiencias. Aquellos que lo  experimentaron, parecen haber logrado dar un salto sobre la ‘Sombra de Platón’, sin dejarse cegar por la brillantez y gloria de la poderosa luz clara”. (Puhle 2014, final; traducido del inglés por Puhle)

REFERENCIAS

Elsaesser-Valarino, E. (1995). Erfahrungen an der Schwelle des Todes. Was erlebt ein sterbender Mensch? Wissenschaftler untersuchen das Nahtod-Phänomen. Kreuzlingen: Seehamer Verlag.

Fenwick, P. & Fenwick, E. (1995): The truth in the light: An  investigation of over 300 near-death experiences. London: Hodder Headline.

Fenwick, Peter, & Fenwick, Elizabeth (2008). The Art of Dying. London: Continuum.

Holden, Janice Miner, Greyson, Bruce, & James, Debbie (2009): The Handbook of Near-Death Experiences. Thirty Years of Investigation. Santa Barbara, CA: ABC Clio.

Hyltén-Cavallius, Gunnar Olof, und Stephens, George (1848, 1978): Schwedische Volkssagen und Märchen, Wien: Carl Haas’sche Buchhandlung, 1848; Neudruck: Leipzig: Zentralantiquariat der DDR, 1978.

Knoblauch, Hubert (1999): Berichte aus dem Jenseits. Mythos und Realität der Nahtod-Erfahrung. Freiburg: Herder/Spektrum.

Kübler-Ross, Elisabeth (1969): On Death and Dying. New York: MacMillan.

Moody, Raymond A. (1975): Life after Life. 1. Aufl., Covington, GA: Mockingbirds books, 1975. Deutsche Ausgabe: Leben nach dem Tod. Die Erforschung einer unerklärten Erfahrung. Augsburg: Weltbild, 1998.

Parnia, Sam (2013): Der Tod muss nicht das Ende sein: Was wir wirklich über Sterben, Nahtoderlebnis und die Rückkehr ins Leben wissen. München: Scorpio Verlag.

Pasricha (2008): Near-Death Experiences in India. Prevalence and New Features. Journal of Near-Death Studies, 26, 4, S. 267-282.

Puhle, Annekatrin (2004): Das Lexikon der Geister. Vorwort von Adrian Parker. München: Atmosphären Verlag, und Baden, Schweiz: AT Verlag.

Puhle, Annekatrin (2006): Mit Goethe durch die Welt der Geister. Vorwort von David Fontana. Einbändige Kurzfassung. St. Goar: Reichl Verlag. Vierbändige Gesamtausgabe im Erscheinen.

Puhle, Annekatrin (2009): Mit Shakespeare durch die Welt der Geister. Vorwort von David Fontana.St. Goar: Reichl Verlag.

Puhle, Annekatrin (2010): Zwerge. Begegnungen und Erlebnisse mit dem Kleinen Volk. Vorwort von Marita Lück, Nachwort von Ebbe Schön. Grafing: Aquamarin Verlag.

Puhle, Annekatrin (2014): Light Changes. Experiences in the Presence of Transforming Light. Vorwort von Peter Fenwick, Nachwort von Barbara Bunce. Guildford, UK: White Crow Books.

Ring, Kenneth (1980): Life at Death. A Scientific Investigation of the Near-Death Experience. New York: Coward, McCann and Geoghegan. 1980.

Sabom, Michael (1982): Recollections of death. A medical investigation. New York, NY: Harper and Row.

Sartori, Penny (2005): A Prospective Study to Investigate the Incidence and Phenomenology of Near-death Experiences in a Welsh Intensive Therapy Unit. PhD Thesis University of Wales, Lampeter.

Schröter-Kunhardt, Michael (1993): A Review of Near-Death Experiences. Journal of Scientific Exploration, 7, S. 219-239.

Teillard, Ania (1994): Die unbekannte Dimension. St. Goar: Reichl Verlag Der Leuchter.

Winkler, Engelbert J. (1996): Das Abendländische Totenbuch. Der Tag, an dem Elias starb. Texte zur Überwindung der menschlichen Sterblichkeit für Erwachsene, Kinder und Jugendliche. Grafing: Corona Verlag.

Winkler, Engelbert J. (2013): Lucia No 3. Hypnagoge Lichterfahrung & Neuro-Art. Hrsg. von der light attendance GmbH, www.gesund-im-licht.at. Innsbruck: Imaginarium.

No Comments

0 responses so far ↓

  • There are no comments yet...Kick things off by filling out the form below.

Leave a Comment